Impacto en el consumo masivo durante pandemias. ¿Cómo las marcas pueden mitigar los efectos negativos del Coronavirus?

 Impacto en el consumo masivo durante pandemias. ¿Cómo las marcas pueden mitigar los efectos negativos del Coronavirus? En época de influenza crecieron los canastos de Alimentos y Cuidado del Hogar.…

Readmore..
 Impacto en el consumo masivo durante pandemias. ¿Cómo las marcas pueden mitigar los efectos negativos del Coronavirus?

El coronavirus en nuestras mascotas

El coronavirus en nuestras mascotas Hay muchos tipos de coronavirus humanos, que incluyen algunos que comúnmente causan enfermedades leves de las vías respiratorias superiores. El COVID-19 es una nueva enfermedad,…

Readmore..
El coronavirus en nuestras mascotas

Artículos desechables para combatir el COVID-19

Artículos desechables para combatir el COVID-19 Cuando llega una emergencia sanitaria como la que se está enfrentando en el planeta con la reciente pandemia Covid-19, es probable que venga acompañada…

Readmore..
Artículos desechables para combatir el COVID-19

COVID-19: PRECAUCIONES PARA PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES

COVID-19: PRECAUCIONES PARA PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES Derivado de la preocupante situación que se está presentando a nivel mundial por la propagación del virus COVID-19 declarado recientemente como PANDEMIA…

Readmore..
COVID-19: PRECAUCIONES PARA PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES

Farmacias del Ahorro: la prioridad es la salud y el bienestar de todas las familias mexicanas.

Farmacias del Ahorro: la prioridad es la salud y el bienestar de todas las familias mexicanas. Sin duda alguna, la coyuntura actual ocasionada por la pandemia del Coronavirus implica retos…

Readmore..
Farmacias del Ahorro: la prioridad es la salud y el bienestar de todas las familias mexicanas.

para el 6 de Enero yo quiero...

 

Afortunadamente tengo un buen empleo que me permite darme ciertos lujos; tengo salud (digo, esos 3 kilos que nomás no puedo bajar siguen ahí, pero con ejercicio y cerrar la boca un poco más, los bajo). Mi familia está bien, mis mascotas, lindas y sanas, con excepción de mi gato con TDA pero no se puede hacer nada, él es así. Amigos tengo; pocos pero sustanciosos.

Viendo la estrella de Belén y pensando en que ya casi llego a los temidos “...tas”, que mi reloj biológico se acelera cada día más, y tomando en cuenta que no tengo galán... ¡por supuesto, eso es! Pediré un galán.

 

                                                                                    Invierno 2018

Queridos reyes Melchor, Gaspar y Baltasar:

 Este año he decidido volver a pedirles. Sé que los he olvidado; en mi última carta les pedía una muñeca o un vestido, no recuerdo, es más no recuerdo siquiera si me lo concedieron... pero sin resentimientos. Este año quiero pedirles un hombre, no imitaciones baratas. Les aseguro que me he portado bien en este año que termina, bueno, excepto en esa fiesta en la que terminé bailando sobre la mesa, y bueno, la vez en que le metí el pie a esa rubia exuberante que ligaba a fuego abierto con mi cita;  uuups, o esa vez que... bueno no entremos en detalles que seguro ustedes saben y yo también.

Quiero pedirles un galán porque, aunque en el 2016 tuve prospectos, francamente fue preferible declarar veda total ante la triste oferta. Este año échenme la mano, ya mándenme algo bueno; me cae que ya besé a muchos sapos y estoy pensando en cambiarme de estanque. Ahí les van las características:

* Que sea guapo pero no mucho; no me vaya a pasar como la vez que salí con ese Pancho. Qué hombre tan guapo, en serio; lo malo es que luego me atacan los celos y literalmente me vuelvo Hulk; mejor que sólo sea guapo para mí.

* Puede ser un poco gordito, en eso no tengo problemas,  pero que no sea como Alfredo: cuando lo abracé lo único que sentí fue su faja, qué pena. Digo, si tiene unos kilos de más pues ya qué; podemos hacer ejercicio juntos.

* Les pido que sea trabajador. Que conste que ya no lo pido millonario como antes, ¿eh? Estoy cediendo un poco. ¡Ah, que no sea como Bruno! En cuanto obtuve un mejor empleo decidió dejar el suyo porque con lo que yo ganaba nos alcanzaba a los dos, ¡qué onda!

* Por supuesto que un plus sería que fuera agradable, no como ese libanés con el que salí: a pesar de haber viajado tanto, sólo se quejaba de los tantos millones que tenía, de lo pesado que era dirigir su propia empresa, de sus problemas familiares, de todo, qué lata. Lástima, hubiera sido casi perfecto.

* Me gustaría que fuera sensible y en contacto con su lado femenino, pero no como David. Verán: a la tercera salida me corrigió el maquillaje y me pidió mi boa de plumas y el vestido plateado para una fiesta. ¡No es para tanto! (Ahora, de paso, es mi mejor amigo)

* Tampoco quiero un nuevo Fernando: me llamaba 40 veces al día o más, y siempre salía con su mami. Prefiero un hombre con una vida propia, con intereses y más independiente. No es que no quiera que sea atento con su mamá, ¡pero sin exagerar!

¿Cómo ven, queridos Reyes Magos? Estoy segura de que sí existe un galán como el que les pido.  Bueno, tal vez podrían hacer simplemente que volviera a mi vida ese hombre al que dejé ir, por,  no sé, no sé porqué. Ese hombre era perfecto para mí, un complemento, con su vida en orden y me quiere. Porque lo sé, lo siento. Ese hombre con el que jugaba nintendo toda la noche, con el que podía reír y jugar, que me cuidaba si me sentía mal, con quien compartía, con quien aprendí tanto de las relaciones de pareja. Ese que me ayudó a conocerme más y me permitió conocerlo y aprender.

Pero, bueno, tampoco voy a insistir a lo tonto; si no es él, tráiganme otro pero que ya sea el bueno, un hombre de verdad, en toda la extensión de la palabra. Prometo portarme bien, ser linda pero sin dejar de lado mi personalidad, sin ponerme de tapete para nadie. Sé que harán todo lo posible por cumplir mi sueño. Gracias, queridos Reyes Magos.

(Ya que estoy encarrerada, les pido también una mejor relación de pareja para mi papá, y un galán para mi mamá. Ah, para mi hermano una mascota rara como las que ya tiene, puede ser un tukai; y para mi hermana un poco de dulzura y paz en su vida.)

Les agradezco todo lo que me han regalado durante tanto tiempo, Reyes; las risas, los momentos felices, y qué bueno que siempre que me traían juguetes venían con pilas, bien pensado.

Hasta el año que entra.

Becca

PD. Aunque los Reyes me lo trajeron antes, creo que pueden hacerlo un poco màs amoroso, y romàntico, màs galante conmigo, màs compartido en su tiempo para mi... y con màs de esos besos que me derriten...

Para que vean que no soy egoísta, queridas amigas lectoras, escriban aquí abajo sus peticiones y yo las mando junto con las mías, ¿ok?